Categorías y etiquetas: Cómo organizar una web

Categorías y etiquetas: Cómo organizar una web

Una de las primeras cosas que tenemos que organizar cuando ponemos en marcha un blogsite o un blog para una web son las etiquetas y las categorías.

Estos dos elementos, parecidos pero del todo independientes no solo han de ayudarnos a tener los contenidos organizados, sino que son un potentísimo elementos para posicionar nuestros artículos en primer lugar y para generar fortaleza a nuestro blog y web en general.

Por ello, vamos a analizar qué son las etiquetas (tags) qué son las categorías (categories) y cómo hacer el mejor uso posible de las mismas tanto para posicionar en SEO como para mantener una correcta organización de nuestra web.

Las categorías de nuestro blog

Las categorías de un blog son los elementos que han de englobar todas las clases de artículos que escribamos. Su número ha de ser finito, limitado y concreto. Categorías en una web de lotería serían Lotería Nacional, Lotería Primitiva, Quinielas, Bonoloto, Euromillones y el Qunigol.

Por su carácter de palabra clave la etiqueta ha de servir como navegación por los diferentes artículos que publiquemos, siendo una especie de catálogo sobre los diferentes temas sobre los que escribimos en el blog. Por ello,las categorías no ayudan al SEO.

Por tanto, las categorías organizan jerárquicamente, y tienen la capacidad de llegar, en su caso, a poder comportarse como etiquetas, pero nunca a viceversa.

Por ello, las categorías han siempre de estar creadas antes de que se empiecen a hacer los artículos y no deben moverse nunca salvo circunstancias especiales.

Keywords

Una clasificación y organización implica pocas categorías y claras.

Las etiquetas o tags

Las etiquetas, también conocidas como tags en inglés, son el elemento que ha de describir nuestro artículo y los elementos que lo integran. En la misma web de loterías pueden ser Lotería de Navidad 2013, Quiniela de la decimotercera joranda de liga o el gordo tocó en San Andrés del Rabanedo.

Por sus características difiere claramente con las categorías en que las etiquetas han de ser numerosas, variadas, descriptivas y en gran número total ya que pretenden desmenuzar el artículo en sus pequeños elementos. Un blog normal con cien artículos debería tener unas diez categorías y unas quinientas o seiscientas etiquetas.

Por sus características nunca debe usarse una tag similar a una categoría, ni tampoco utilizar las etiquetas para cubrir generalidades sino cosas concretas. Las etiquetas tag se crean siempre después de hacerse el artículo ad hoc para el mismo. Dos artículos distintos nunca debieran coincidir en sus etiquetas.

La etiqueta, en resumen, es un apoyo a quien hace el artículo y ha de adaptarse a sus necesidades especialmente de apoyo a la indexación y posicionamiento del mismo en buscadores, mientras la categoría es una ayuda para quien lee el artículo y para su correcta organización.

Recordemos que cada etiqueta tag generará una nueva página dentro de la web, con el apoyo que eso supone en contenido, fortaleza de la web y confianza de cara a Google.

categorías y etiquetas

Las etiquetas son descriptivas y han de ser múltiples y de apoyo al posicionamiento, como frambuesas chocolate o empresas de confitería.

La importancia de las etiquetas en SEO

Las etiquetas son para Google uno de los caminos más fáciles de hallar nuestros artículos y de catalogarlos. Por ello, una etiqueta es una poderosísima arma de SEO que hará muchas veces las funciones de keyword.

Ello es especialmente recomendable para conseguir enlaces indirectos, de modo que google identificará la etiqueta como palabra clave pero nosotros podremos realizar un enlace con un anchor text diferente, preferiblemente el de la propia web o el nombre de marca.

Así, conseguiremos potenciar las keywords que estemos posicionando sin variar las proporciones de anchor text utilizado, lo que después de Penguin 2.1 es la técnica más recomendable para posicionar palabras clave.

Por ejemplo, una web con la etiqueta

Características generales

No se deben tener, en líneas generales, más allá de diez categorías por blog. Por contra, el número de etiquetas debería ser de entre cinco y diez por artículo, no más, ya que Google puede pensar que estamos haciendo spam.

Si en un artículo hablamos sobre personas, empresas o marcas, estas deben figurar como etiquetas.

Por ejemplo, un artículo en una web sobre economía que trate sobre las estrategias comerciales para la venta de estanterías en Francia que hable sobre Rack a palettes de la web ar-storage.cl sobre rayonnage métallique debe contar entre sus etiquetas con las palabras Francia, rack a palettes, rayonnage metállique y Arestec, que es la empresa. Por contra, la categoría debería ser Economía.

Una de las grandes ventajas es que posteriormente se podrá generar un enlace hacia dichas palabras clave, de tal manera que si en el texto figura http://www.ar-storage.com/index.php?option=com_content&task=view&id=188&Itemid=314&lang=de y nosotros queremos posicionar Einfahrregal, al haber situado dicha palabra como tag, tendríamos:

http://aigendigitalmarketing.net/tag/eifahrregal

como página para realizar el enlace externo que trnsmitiera en cadena los conceptos enlace exterior->einfahrregal->Arestec que como resultado posisionaría Einfahrregal en la web de Arestec y concretamente en la página que hemos mencionado anteriormente bajo su URL.

einfahrregal arestec

Ejemplo de Einfahrregal.Fuente: http://www.ar-storage.com

Conclusión

Las categorías han de ser pocas, fijas, organizativas y orientadas al lector para facilitarle la navegación.

Las etiquetas han de ser múltiples, específicas para cada artículo, descriptivas del contenido y orientadas al SEO para obtener el mejor posicionamiento posible.

Con estas sencillas reglas tendremos nuestra web mucho mejor organizada y optimizada para pdoer posicionar en buscadores.